Le Mans: las carreras del pasado, en el futuro

Le Mans: las carreras del pasado, en el futuro

Si hay una carrera emblemática por encima de todas, esa es las 24h de Le Mans. La del trazado francés es, desde 1923 , la madre de todas las carreras, la más grande y la que todo el mundo quiere conquistar. Durante muchos años ha llevado a la pista los mayores duelos de la historia, las mayores batallas y las mas grandes historias del automovilismo. Ahora, en pleno siglo XXI, la rivalidad sigue viva en Le Mans y, por tanto en el mundial de resistencia, el FIA World Endurance Championship (WEC) en el que se encuadra la carrera estos últimos años.

El mítico Porsche 962 forjó gran parte de su leyenda en Le Mans.

Desde sus incios, Le Mans ha sido sinónimo de competición e innovación. La carrera francesa ha sido la cuna en la que se han criado muchas de las grandes innovaciones de la historia del automovilismo. Componentes ahora normales en muchos coches de calle, tienen su origen en esta carrera: es el caso de los sistemas de turboalimentación (1974), los frenos de disco (1953) e incluso el motor Wankel (1970), entre otros muchos casos.

Todo esto, mientras sobre su asfalto se disputaban las grandes batallas del pasado del automovilismo que todos recordamos. En un mundo en el que la F1 ha perdido algo de su esencia (a costa de ganar en otros frentes) y en el que algunos campeonatos sufren de cierta previsibilidad, la resistencia sigue siendo un oasis al que acudir para beber de las auténticas carreras. Batalla, estrategia, innovación y pasión se dan cita estos eventos. Los tecnológicos LMP1, máquinas que parecen sacadas de la era espacial, són los reyes de la categoría. Justo por detrás, la pureza de los LMP2 asegura batallas a alta velocidad, e incluso pueden amenazar a sus hermanos mayores si las circunstancias de la carrera lo permiten. Pero si queremos una auténtica guerra, esta la libran los GTLM, que comparten pista con los prototipos para hacer todavía mas compleja esta categoría con sus doblajes y adelantamientos.

La Igualdad entre los GTLM promete carreras muy apretadas. Aquí el Ford GT LM del equipo de Chip Ganassi.

Aunque ya son más de 90 años, Le Mans (y el WEC) siguen con su fórmula secreta para el éxito. El campeonato ha sabido combinar como ninguno los avances tecnológicos y la competición más dura. Desde el “Automobile Club de l’Ouest”, organizador del evento, han sabido seguir como nadie los pasos a seguir para llevar la tecnología del circuito a la calle, y en algunas ocasiones han sido capaces incluso de anticipar el rumbo que tomará el mercado del motor. No hace muchos años fue Le Mans quien anticipó el auge de los motores Diesel y más recientemente ha sido uno de los pilares en cuanto a la hibridación de los coches de calle. Con antecedentes como esos, quizás haya que tomarse en serio su apuesta por el hidrógeno para los próximos años con su “Mission H 24”, que se consumará del todo en 2024, como bien indica su nombre.

De momento, su formato es uno de los más atractivos del panorama actual, y sus carreras siguen emocionando a los aficionados como llevan haciéndolo desde un lejano 1923. Aunque puedan parecer carreras demasiado largas, por su duración, y a veces se antoje aburrido seguir un carrera durante tantas horas, la verdad es que no dejan indiferente a nadie. La acción está asegurada e incluso en la más larga de todas, las 24h de Le Mans, el tiempo vuela. Larga vida a la resistencia, esa disciplina en la que incluso 24h saben a poco. Siempre hay ganas de más.

El Turbo-Gate o cómo Toyota engañó al mundo entero

El Turbo-Gate o cómo Toyota engañó al mundo entero

En estos meses os hemos hablado de la lucha entre Lancia y Audi allá por 1983 en “David contra Goliat” y de las triquiñuelas del equipo italiano para llevarse la victoria. Y es que en el mundo del automovilismo es donde más sentido cobra la frase de “el que no corre, vuela”. Debido a las estrictas normativas que rigen la mayoría de categorías, los equipos siempre buscan cómo estirar el reglamento al límite, cómo encontrar la forma de destacar sobre tus contrincantes y, en algunos casos, los equipos incluso han buscado fuera del reglamento. Hoy os vamos a contar la historia de la que fue descrita por el propio presidente de la FIA como “la trampa más ingeniosa de la historia de las carreras”. El Turbo Gate de Toyota.

El Toyota GT-Four de 1995.

Corría el año 1995 y los coches del Grupo A eran los encargados de batir los cronos del mundial de Rally. Era la época de Toyota, Subaru, Ford y Mitsubishi; y Sainz, Mc Rae, Blomqvist y Mäkinen entre otros, surcaban los caminos y carreteras a bordo de estas máquinas que todos recordamos. Subaru, con Mc Rae, eran el equipo a batir y a principios de temporada Toyota parecía plantar cara, pero a medida que avanzaban en el calendario fue perdiendo fuelle hasta que, de repente, resucitaron y parecía que no tuvieran rival. Ningún equipo se lo explicaba y todos empezaron a sospechar, pero por mucho que revisaban el coche del equipo japonés, todo parecía estar en regla.

Para ese año, la FIA estipuló que los equipos debían tener el turbo limitado por una brida de máximo 34 mm de diámetro, lo que restringía la entrada de aire al motor y, por tanto, la potencia. Todo esto para evitar que los coches fueran tan radicales como los del Grupo B y así hacer más segura la competición. En el Rally Catalunya de ese año el piloto de Toyota, Juha Kankkunen, sufrió un accidente que hizo sospechar de la velocidad del Toyota GT-Four y fue entonces cuando una revisión más exhaustiva desveló el engaño. Los coches del fabricante nipón utilizaban un turbo capaz de dejar entrar más aire del reglamentario, pero nadie se había dado cuenta. Lo cierto es que era una auténtica obra de ingeniería que asombró a todo el mundo del automovilismo de competición: los de Toyota habían sido los más pillos y eso hay que reconocerlo.

Los Subaru eran el equipo a batir. Ese año fueron campeones

Para ajustar el conducto de aire del turbo, había una junta de material elástico que “sellaba”el flujo. Hasta ahí todo normal. Pero los japoneses montaron un sutil sistema de muelles que retiraba ligeramente esta goma en la entrada del turbo cuando éste funcionaba a pleno rendimiento, lo que permitía que entrara más aire y por tanto el motor obtuviera más potencia. Este sistema solo funcionaba con el coche a pleno gas, así que cuando los comisarios examinaban el coche en parado, antes o después de cada cita, el sistema no se accionaba y por tanto pasaban todas las homologaciones. Se calcula que esta modificación permitía la entrada de hasta un 25% más de aire y el resultado era de hasta 50 cv más de potencia. En una época en que los coches rondaban los 300 cv, esa era una diferencia enorme.

Toyota fue descalificada del mundial y rodaron muchas cabezas dentro del equipo. Una sanción ejemplar que truncó los planes de Carlos Sainz para el año siguiente, 1996, para castigar un alarde de sofisiticación y picardía más allá de los que establecía la normativa. Pero para muchos sigue siendo una historia para recordar: La trampa más ingeniosa de la historia de las carreras.

El GT-Four durante una etapa de Rally.

54º Rally RACC Catalunya – Costa Daurada

54º Rally RACC Catalunya – Costa Daurada

Esta semana marca una fecha importante para los aficionados al motor como nosotros, y es que se disputa el 54º Rally RACC Catalunya – Costa Daurada. Este rally es conocido por ser el único del calendario que se disputa sobre superficies de asfalto y tierra de forma combinada, lo que supone un auténtico desafío.

Los coches del WRC son auténticas bestias concebidas para competir al máximo en las 13 citas que conforman el campeonato mundial de rally. Montan motores de 4 cilindros y 1600cc de desplazamiento capaces de desarrollar más de 380 cv que son transmitidos al asfalto a través de las cuatro ruedas. Esa tracción total es controlada a través de nada menos que tres diferenciales: uno en cada eje y uno central con repartidor de Par, obligatorio desde la temporada pasada. Si nunca han visto uno de estos vehículos en acción, esta semana tendrán la oportunidad de hacerlo en los diferentes tramos que conforman la cita catalana.

El coche del equipo Citroën Total Abu Dhabi WRT.

El hecho de que las etapas combinen las carreteras con los caminos de tierra significa que los coches tengan que correr, a veces, con configuraciones mixtas o cambiadas. Es el caso de la Súper Especial 1 que se correrá por las calles de Barcelona mañana jueves 25 de Octubre en la zona de Montjuïc en la que los coches llegan con un “setup” para tierra. Una suspensión más blanda y los neumáticos de tierra hacen que esta especial sea un auténtico espectáculo para toda la gente que se acerca a ver este tramo.

El resto de las etapas se correrán en las carretera y caminos de la zona interior de la Costa Daurada, teniendo como base el parque de Port Aventura y Salou, donde también se disputa un shakedown.

Ford Fiesta del equipo M-Sport Ford WRT

La edición de este año se presenta como una de las más reñidas de los últimos años con nada menos que tres pilotos luchando por el mundial. Sébastien Ogier (M-Sport Ford WRT) y su copiloto Julien Ingrassia ganaron aquí el campeonato en 2015 y 2016, años en los que Volkswagen y en particular el piloto francés estuvieron intratables, pero en esta ocasión Ott Tänak (Toyota Gazoo Racing WRT) y Thierry Neuville (Hyundai Shell Mobis WRT), con sus copilotos Järveoja y Gilsoul respectivamente, se han sumado a la lucha llegando los tres muy juntos en el campeonato de pilotos con tan solo 21 puntos de diferencia entre los tres. Por tanto esta semana puede marcar un punto de inflexión que coloque a uno de ellos un paso por delante del resto de cara a la última cita que se disputa en Australia, si bien es verdad que Ogier y Neuville tienen cierta ventaja sobre Tänak, que salió muy perjudicado de la última cita del campeonato, en Gales, donde los problemas mecánicos le impidieron puntuar.

Cuatro constructores se juegan también el título esta temporada: M-Sport Ford WRT, Citroën Total Abu Dhabi WRT, Hyundai Shell Mobis WRT y Toyota Gazoo Racing WRT. Siendo este último el primer clasificado provisional con 317 frente a los 297 de su principal perseguidor, Hyundai. Todo puede pasar entre estos dos equipos, además M-Sport no anda tan lejos así que con una buena actuación aquí, podría ponerles las cosas difíciles a los dos equipos de delante.

El Yaris de Toyota Gazoo Racing WRT

Nosotros os animamos a que os acerquéis a algún tramo a disfrutar de estas bestias y la espectacularidad de esta competición. Y si lo hacéis, recordad poneros en las zonas delimitadas para el público, hacer caso a las indicaciones de los organizadores y llevaros cualquier residuo para no ensuciar los tramos.

Comienza el Playoff de la NASCAR

Comienza el Playoff de la NASCAR

Hoy domingo se va a celebrar en el circuito oval de Las Vegas la primera carrera de las fases eliminatorias de la NASCAR Cup Series. La South Point 400 dará el pistoletazo de salida a los playoff que determinarán al campeón de este año, el cual será uno de los 16 pilotos clasificados tras la fase regular del campeonato.

Dado que el inicio de lo que hasta hace pocos años se conocía como “The Chase” está en ciernes, aquí os dejamos con algunas pinceladas para seguir lo mejor posible las eliminatorias de la principal competición automovilística de Estados Unidos.

Óvalo de Las Vegas, donde se celebrará la South Point 400, primera carrera del Playoff

EL POR QUÉ DE LAS ELIMINATORIAS

Por todos es conocida la capacidad norteamericana para generar espectáculo a partir de cualquier supuesto. Ya sea de la política como del deporte. El automovilismo tampoco se ha quedado atrás en esto, y la NASCAR, como principal empresa organizadora de carreras en Estados Unidos, decidió dar una vuelta de tuerca a su famoso campeonato con el objetivo de aumentar la competitividad y el espectáculo en el tramo medio de la temporada.

Es habitual que la atención del público en los campeonatos automovilísticos se centre en la primera carrera, y si esta es satisfactoria a nivel de espectáculo, se extienda algunas carreras más, decayendo conforme se acerca el verano. El interés vuelve a aumentar a medida que se termina el año y su máximo esplendor suele aparecer en la última carrera, que por lo general, decide el campeonato.

Para evitar esa bajada de atención, que también lo es de audiencias televisivas y asistencia a los circuitos, NASCAR planteó que el tramo medio conformara una fase regular en la cual se decidirían los contendientes de la fase eliminatoria. De esta manera, el interés de los aficionados se mantiene durante esos meses de verano en los que todos los pilotos del campeonato luchan por ganarse un puesto en la fase que determinará quien de ellos será el campeón.

Los pilotos siguen al Pace Car durante la Coca-Cola 600 de 2009

QUÉ PILOTOS PARTICIPAN

Durante la fase regular del campeonato participan unos 40 pilotos en cada carrera. No siempre compiten todos, ni siempre son 40. Depende de la carrera hay más o menos, pero la cifra de pilotos suele rondar esas cuatro decenas. Varían los pilotos que podríamos llamar “no fijos”, los cuales compiten en algunas carreras siguiendo su propia planificación.

De estos casi cuarenta, se clasifican para la fase eliminatoria los 16 mejores de la clasificación general del campeonato. En 2018, han sido 26 eventos los que se han disputado durante la fase regular para decidir qué 16 pilotos se jugarán el campeonato en la fase final.

A continuación, el listado de los 16 pilotos que participarán en los playoff de 2018 de la Monster Energy NASCAR Cup Series según su posición en el campeonato al término de la fase regular:

PILOTO

EQUIPO

FABRICANTE

1 KYLE BUSCH JOE GIBBS RACING TOYOTA
2 KEVIN HARVICK STEWART-HAAS RACING FORD
3 MARTIN TRUEX JR. FURNITURE ROW RACING TOYOTA
4 BRAD KESELOWSKI TEAM PENSKE FORD
5 CLINT BOWYER STEWART-HAAS RACING FORD
6 JOEY LOGANO TEAM PENSKE FORD
7 KURT BUSCH STEWART-HAAS RACING FORD
8 CHASE ELLIOTT HENDRICK MOTORSPORTS CHEVROLET
9 RYAN BLANEY TEAM PENSKE FORD
10 ERIK JONES JOE GIBBS RACING TOYOTA
11 AUSTIN DILLON RICHARD CHILDRESS RACING CHEVROLET
12 KYLE LARSON CHIP GANASSI RACING CHEVROLET
13 DENNY HAMLIN JOE GIBBS RACING TOYOTA
14 ARIC ALMIROLA STEWART-HAAS RACING FORD
15 JIMMIE JOHNSON HENDRICK MOTORSPORTS CHEVROLET
16 ALEX BOWMAN HENDRICK MOTORSPORTS CHEVROLET

Ahora bien, en cada carrera seguirán participando unos 40 pilotos, los 16 que lucharán por ganar el campeonato y 24 restantes que competirán para lograr el mejor puesto en el campeonato de los que no luchan por ganarlo. Esto añade un plus de emoción a las carreras, pues este Top 16 tendrá que vérselas en pista con todos, clasificados de la fase eliminatoria o no.

Martin Truex Jr. lidera el grupo durante una carrera en el óvalo de Richmond

DESARROLLO DE LA FASE ELIMINATORIA

La fase eliminatoria está compuesta por 10 eventos, los cuales se dividen en tres grupos de tres carreras y una carrera final. Tras la disputa de cada uno de esos grupos, se eliminan 4 pilotos de la fase eliminatoria, quedando cuatro finalistas en la última carrera del campeonato.

Es decir, tras las tres primeras carreras, que serán la South Point 400, la Federated AutoParts 400 y el Bank of America Roval 400, restarán 12 pilotos en liza. Tras la Dover 400, la 1000Bulbs.com 500 y la Hollywood Casino 400, serán 8 los que sigan en la pelea. La First Data 500, la AAA Texas 500 y la Can-Am 500 decidirán qué cuatro pilotos se juegan el título en la final, la Ford EcoBoost 400, la cual se correrá en óvalo de Homestead.

Pero seguirán habiendo unos 40 pilotos en pista, con lo cual, los que sigan en el playoff tendrán que luchar cuerpo a cuerpo contra todos los pilotos, también contra aquellos que vayan quedando eliminados tras cada grupo de tres carreras, y no sólo contra sus rivales directos.

Salida de la AAA 400 Drive for Autism de 2018 en el circuito oval de Dover

CALENDARIO DE NASCAR CUP SERIES PLAYOFF

A continuación, el calendario de cada una de las carreras del Playoff de 2018:

RONDA DE 16:

FECHA

CARRERA

CIRCUITO

16/09/2018

SOUTH POINT 400

LAS VEGAS MOTOR SPEEDWAY

22/09/2018

FEDERATED AUTO PARTS 400

RICHMOND RACEWAY

30/09/2018

BANK OF AMERICA ROVAL 400

CHARLOTTE MOTOR SPEEDWAY

RONDA DE 12:

FECHA

CARRERA

CIRCUITO

7/10/2018

DOVER 400

DOVER INTERNATIONAL SPEEDWAY

14/10/2018

1000BULBS.COM 500

TALLADEGA SUPERSPEEDWAY

21/10/2018

HOLLYWOOD CASINO 400

KANSAS SPEEDWAY

RONDA DE 8:

FECHA

CARRERA

CIRCUITO

28/10/2018

FIRST DATA 500

MARTINSVILLE SPEEDWAY

04/11/2018

AAA TEXAS 500

TEXAS MOTOR SPEEDWAY

11/11/2018

CAN-AM 500

ISM RACEWAY (PHOENIX)

FINAL:

FECHA

CARRERA

CIRCUITO

18/11/2018

FORD ECOBOOST 400 NASCAR WORLD CHAMPIONSHIP

HOMESTEAD – MIAMI SPEEDWAY

 

UN POCO DE HISTORIA

La primera vez que se introdujo este sistema de competición en NASCAR fue en 2004 en la Nextel Cup Series, la máxima categoría, la cual ha ido cambiando su nombre y actualmente es la Monster Energy NASCAR Cup Series. También la fase eliminatoria ha cambiado su nombre. En sus orígenes se conocia como “The Chase”, oficialmente “Chase for the Nextel Cup”. En 2017, cambió su nombre por “NASCAR Playoffs”, a la vez que la misma competición cambiaba su nombre por el actual.

Actualmente, las dos divisiones inferiores de NASCAR, la Xfinity Series y la Camping World Truck Series, también cuentan con este sistema para decidir al campeón. En ambos campeonatos se introdujo a partir de 2016, aunque cuentan con algunas diferencias con respecto a la categoría principal.

Jimmie Johnson durante un Pit Stop en 2009

En estos años, este sistema ha coronado a un total de siete pilotos diferentes. De ellos, Jimmie Johnson es el que más veces lo ha logrado, conquistando 7 copas NASCAR. Tony Stewart le sigue con 2 copas. Kurt Busch, Brad Keselowski, Kevin Harvick, Kyle Busch y Martin Truex Jr. son los otros pilotos que han superado exitosamente la fase eliminatoria con una copa NASCAR cada uno.

De cara a la fase de este año, Martin Truex Jr con el Toyota Camry de Furniture Row Racing defiende la corona. Por su parte, Kyle Busch también con un Toyota Camry, en este caso de la estructura de Joe Gibbs Racing, y Kevin Harvick con un Ford Fusion de Stewart-Haas Racing, llegan como los mejor posicionados en la clasificación general de la fase regular, ambos empatados con 2050 puntos. Busch ha acumulado un total de 6 victorias, mientras que Harvick se presenta con 7 triunfos en su haber.

Kyle Busch pilotando su Toyota Camry #18 de Joe Gibbs Racing

Kevin Harvick a bordo del Ford Fusion #4 de Stewart-Haas Racing

 

 

 

 

 

 

 

 

Esperamos que este artículo sirva para desenmarañar un poco el complejo mundo de las competiciones norteamericanas, y en este caso de un sistema de competición que ha resultado un éxito. Subámonos a los Stock Cars de la NASCAR y vamos a disfrutar con uno de los mayores espectáculos del mundo.