Entrevista a Pablo Suárez: “La idea es hacer la temporada completa de RX2e”

Entrevista a Pablo Suárez: “La idea es hacer la temporada completa de RX2e”

El Circuit de Calafat, con su nuevo trazado de rallycross, se ha convertido en la casa oficial del nuevo Campeonato de RX2e, el primer certamen internacional de rallycross bajo el paraguas de la Federación Internacional de Automovilismo que será 100% eléctrico. La empresa española QEV Technologies se encarga del desarrollo del nuevo prototipo, trabajando codo con codo con el especialista Olsbergs MSE, y hace unos días realizaron una serie de test colectivos con varios pilotos, entre los que se encontraba Pablo Suárez.

El piloto canario, a su vez piloto de pruebas de QEV Technologies e ingeniero del constructor catalán de coches eléctricos de competición y de calle, participó en las jornadas de pruebas, dando su punto de vista sobre el funcionamiento de un vehículo que supone el primer paso en la electrificación del rallycross mundial. Suárez, con quien pudimos hablar, es un experimentado piloto de rallyes y subidas de montaña, que ha encontrado en el rallycross un lugar en el que seguir desarrollando su carrera deportiva.

EL ACELERADOR (EA): Pablo, eres piloto de pruebas del RX2e y también realizas trabajos de ingeniería. ¿Qué es exactamente lo que haces con QEV Technologies?

PABLO SUÁREZ (PS): “Mi trabajo con QEV Technologies en el día a día lo desarrollo en la oficina, en diseño asistido por ordenador, donde me encargo de hacer componentes. Por ejemplo, en el proyecto de rallycross es en el chasis donde más he dedicado el tiempo, en tomar la base que teníamos del RX2 para poder adaptarlo a todos los componentes eléctricos necesarios y todos los cambios que hemos tenido que hacer a nivel de ingeniería: reparto de pesos, ubicación y demás. Ha sido un trabajo bastante duro y que hemos hecho en poco tiempo, pero lo he disfrutado mucho.

Por otra parte, mi otro trabajo es el de desarrollo de coches de calle como piloto, concretamente con el Hispano Suiza. Desde hace cinco años que llevo en la empresa, he estado involucrado en el desarrollo a nivel de pilotaje en todos los productos que han ido saliendo.”

Pablo Suárez al volante del Hispano Suiza Carmen durante un acto promocional.

EA: Tienes experiencia en competición y te hemos visto correr en rallyes, y en casi todo lo que se disputa en tu tierra, en Canarias. Es fácil pensar que tu carrera deportiva a corto y medio plazo pase por competir en rallycross.

PS: “La realidad es que llevo trabajando en esto un año, desde que empezamos. Digamos que se me encendió la bombilla y, animado también por Pere González, el director del proyecto, me empecé a plantear la posibilidad de correr aquí. La verdad es que comencé a darle vueltas en la cabeza y hablando con los patrocinadores, les pareció interesante. Que fuera eléctrico les parecía atractivo y las respuestas que me he ido encontrando han sido muy positivas. Estamos trabajando en terminar de cerrar el programa, la idea es hacer la temporada completa de RX2e”.

EA: De hecho, el año pasado ya cerraste un acuerdo para competir sobre hielo en el RallyX Nordic, el certamen nórdico de rallycross. Luego llegó la pandemia y te trastocó los planes.

PS: “Sí, me pilló justo en la primera semana de confinamiento. Lo teníamos todo cerrado y estábamos muy ilusionados. Además, a mí encanta el hielo y ya hice mis pinitos hace unos años en las G Series de Andorra. Teníamos muchas ganas de competir, animado también por Andreas Eriksson, que tenía coches disponibles, y la verdad que fue una pena que no se pudiera hacer. Me quedé con las ganas de estrenarme en rallycross. Esto también ha sido lo que nos ha motivado para seguir.

Pudimos hacer un test en septiembre en Dinamarca con un RX2 y lo disfruté muchísimo. Han sido pequeños pasos que también me han generado motivación para seguir luchando por esto. Te ves con capacidad, que lo disfrutas y que los que están a tu alrededor te animan. Así que la motivación la tengo, lo que falta es terminar de cerrar el presupuesto, que es lo más difícil en este mundo.”

Pablo Suárez posando junto a su coche en el RallyX Nordic, antes de que la pandemia le dejara sin planes.

EA: Durante años, ha costado que el rallycross se asentara en España, a pesar de la gran afición a los rallyes o al autocross. Pero parece que ahora, por fín, sí se están dando los pasos para conseguirlo. La RFEDA trabaja en sacar adelante el Campeonato de España de Rallycross y precisamente en Calafat se va a disputar el certamen catalán este mismo año. ¿Qué crees que le falta al rallycross en nuestro país para que termine de echar raíces?

PS: “Creo que el primer paso es precisamente el que se está dando, crear un campeonato y que salga. No esperemos un gran éxito el primer año, aunque creo que lo puede tener porque hacer algo diferente siempre hace que sea interesante, sobretodo en la época en la que estamos. Y que llame la atención, sobretodo. Es empezar, que arranque y que los pilotos se empiecen a animar, que el público lo disfrute,…

Es un formato sencillo para poderlo seguir, atractivo para los aficionados y con carreras cortas e intensas. Aunque España no tenga esa cultura de rallycross, sí que creo que existe un seguimiento. A cualquier aficionado a los rallyes le hablas de rallycross y sabe los pilotos que compiten. Y en la cita del mundial en Barcelona, las gradas se llenan de gente. El gusto está, falta arrancar. Ojalá que salga adelante para que tengamos esa nueva cultura dentro del automovilismo español.”

EA: A lo mejor, si hubiera un piloto español en el mundial, la gente se terminaría de enganchar, ¿no?

PS: “Sí, totalmente. Hace falta que haya pilotos, que quizás salgan de este campeonato de RX2e, que puedan salir fuera y destaquen para poder hacerse un nombre. Aquí tenemos a Pepe Arqué, por ejemplo, que tiene experiencia en rallycross y es joven. Es complicado con el gran nivel de los nórdicos, pero cuando Carlos Sainz llegó al mundial de rallyes también era difícil pensar que les pudiera ganar en su terreno, y lo hizo. Así que es un poco eso, intentar que haya pilotos y que poco a poco vaya creciendo esa cultura.”

Pablo Suárez intercambiando impresiones sobre el pilotaje del RX2e con Oliver Eriksson y Pepe Arqué. © Pablo López Castillo (elacelerador.com)

EA: Ojalá que os veamos a tí y a Pepe luchando por las victorias en el Campeonato de RX2e, quizás este mismo año…

PS: “Para mi sería un sueño. Ya solo por estar ahí, en un campeonato de este nivel y con estas características sería un paso adelante importante. Además, para mí también es un valor añadido el poder moverme por todos estos países y ser embajador de la isla de Gran Canaria, que es uno de mis principales apoyos. Creo que el automovilismo es un lugar perfecto para poder promocionar mi tierra.”

EA: Ya conocemos el nombre del nuevo promotor del Campeonato del Mundo de Rallycross, que será el mismo que el del mundial de rallyes. ¿Cómo valoras el que ambos campeonatos vayan a tener un futuro tan unido?

PS: “Entiendo que con el bagaje y la experiencia que tienen en el WRC, pueden darle mucha más repercusión al campeonato y que su calidad aumente. Hemos visto lo que han hecho en el mundial de rallyes, así que a ver que hacen con el de rallycross. La electrificación es uno de los puntos a tener en cuenta y todo lo que sea para que el campeonato crezca y tenga más seguimiento, es lo más importante ahora mismo. Esperemos que sea exitoso.”

Pablo Suárez probando el RX2e en Calafat. © Pablo López Castillo (elacelerador.com)

Los test continuaron y Pablo Suárez tuvo que volver a enfundarse el casco para seguir probando el espectacular prototipo de RX2e desarrollado por QEV Technologies en nuestro país. Le agradecemos su tiempo y su amabilidad, y le deseamos toda la suerte para que, ojalá, le veamos esta misma temporada debutando en rallycross y luchando por grandes resultados en el nuevo certamen eléctrico con sabor español. ¡Gracias por todo, Pablo!

Foto de portada: © Pablo López Castillo (elacelerador.com).

El rallycross vuelve a la acción en Höljes

El rallycross vuelve a la acción en Höljes

Este fin de semana, el rallycross regresó a la actividad con un gran despliegue en el circuito sueco de Höljesbanan. La “catedral del rallycross” fue el escenario para la vuelta a la competición del Campeonato Nórdico de Rallycross, el RallyX Nordic. Además de sus protagonistas habituales, también se dieron cita algunas de las caras más conocidas de la especialidad, participantes en el Campeonato del Mundo. Es el caso del bicampeón mundial Johan Kristoffersson, Niclas Grönholm o Robin Larsson.

Los organizadores del certamen se vieron obligados a celebrarlo a puerta cerrada, lo cual supondría una importante pérdida de beneficios para el circuito. Para paliarlo, se decidió retransmitir el evento a nivel mundial a través de una plataforma creada a tal efecto bajo suscripción. Así, la primera cita del RallyX Nordic pudo seguirse desde cualquier parte del planeta, sin que los aficionados tuvieran que pisar las instalaciones de Höljes.

Además de las categorías Supercar, Supercar Lites, Car Cross y Car Cross Junior, se creó una destinada para la viejas glorias y leyendas del rallycross, que regresaron para volver a deleitar a los aficionados una vez más. Dentro de la clase ‘Legends’, pudimos disfrutar con la experiencia y el pilotaje de Marcus Grönholm, Per Eklund, Andreas Eriksson, Henning Solberg y Stig-Olov Walfridson.

Los principales espadas de la prueba preparados en la parrilla de salida de Höljes

La acción en pista, de manera oficial, comenzó el jueves. En esta primera jornada, se celebraría la primera manga del fin de semana, consistente en una sesión de entrenamientos, las calificatorias, semifinales y final de cada una de las cuatro categorías que componen el campeonato. Johan Kristoffersson fue el primero en dar un golpe sobre la mesa, pero a la hora de la verdad, Niclas Grönholm sacó la artillería y exprimió su Hyundai i20 para marcar la Pole Position, aprovechando los problemas del piloto sueco. Robin Larsson no tuvo dificultades para seguir el ritmo de sus compañeros en el World RX, al tiempo que el joven Oliver Solberg daba la sorpresa al colarse entre los favoritos.

Las emocionates semifinales dieron paso a una gran final en la que Niclas Grönholm, Robin Larsson, Oliver Solberg, Johan Kristoffersson, Thomas Bryntesson y Pontus Tidemand se jugaron el todo por el todo para conseguir la ansiada victoria. La genial salida de Larsson le permitió ponerse en primera posición, por delante de Grönholm. La batalla entre ambos se desarrolló durante la primera parte de la carrera, con Kristoffersson remontando desde atrás, al realizar la Joker Lap en el primer giro. Eso le permitió rodar más rápido que la cabeza de carrera, recortándoles tiempo y superando a Grönholm cuando este se reincorporó tras la Joker Lap. Larsson mantuvo el tipo ante el Campeón del Mundo en 2017 y 2018 para llevarse la victoria.

En el resto de categorías también se vivieron grandes momentos de espectáculo. Simon Olofsson se llevó el triunfo en Supercar Lites, terminando por delante de Henrik Krogstad y Linus Östlund. En Car Cross, se pudo disfrutar con el pilotaje de Thierry Neuville, piloto de Hyundai en el Campeonato del Mundo de Rally. Oskar Andersson protagonizó el podio, acompañado por Isac Egonsson y Max Rundberg. En Car Cross Junior, la victoria fue para Alex Gustafsson, con Erik Andersson y Elias Kalliokoski en segunda y tercera posición, respectívamente. En este caso, los tres pilotos del podio pilotaban coches de la marca española Speedcar.

Oliver Solberg en plena acción

Las jornadas de viernes y sábado tuvieron poca actividad en pista en lo que respecta al plano competitivo. Varias sesiones calificatorias para alcanzar un domingo cargado de sesiones oficiales. Una vez más, Niclas Grönholm mostró sus capacidades para quedarse con la Pole Position, no sin antes sufrir de lo lindo con las delicadas condiciones de la pista de Höljes. La lluvia tampoco quiso perderse el espectáculo y arreció con fuerza sobre el trazado, dejándolo muy complicado.

Las semifinales fueron extraordinariamente competidas y vieron a los pilotos luchar por tratar de mantener a sus coches en lo negro y sobre lo marrón. En la primera semifinal, Grönholm dio el gran susto al quedarse parado en la salida, situación que aprovechó Oliver Solberg para llevarse el triunfo. El finés trató de remontar, pero no pudo hacer nada para pasar a la final. Ese puesto se lo quedó el jamaicano Fraser McConnell. Robin Larsson se llevó la segunda semifinal, pasando a la última manga junto a Oliver Eriksson; mientras que Johan Kristoffersson ganó la tercera, con Thomas Bryntesson terminando en segundo lugar.

En la gran final, Kristoffersson impuso sus galones de bicampeón mundial para colocar su Volkswagen Polo al frente de la carrera. Su ritmo fue superior y consiguió hacerse con la victoria. Robin Larsson trató de luchar, pero tuvo que conformarse con la segunda plaza; con Oliver Solberg cerrando el podio.Oliver Eriksson terminó cuarto, Thomas Bryntesson fue quinto y Fraser McConnell, sexto.

Niclas Grönholm peleando con su coche ante las condiciones adversas del domingo

En cuanto al resto de categorías, el finlandés Jesse Kallio ganó la ronda en Supercar Lites, con Mats Oskarsson y Linus Östlund en segunda y tercera posición, respectívamente; en Car Cross, fue Max Rundeberg quien se llevó el gato al agua, al volante de uno de los Speedcar, siendo acompañado en el podio por Isak Reiersen y Thomas Eek Murstad; y en Car Cross Junior, la victoria fue Raoul Dahlqvist, seguido de Rasmus Persson y Erik Andersson, los tres al volante de sendos Speedcar.

Con esta primera cita del Campeonato Nórdico de Rallycross – RallyX Nordic se ha dado por empezada la temporada de rallycross a nivel internacional. La fiesta que se ha celebrado en Höljes ha dado la oportunidad de poner en práctica la tecnología televisiva disponible para que todos los aficionados pudieran disfrutar desde casa del espectáculo. Y también ha servido para ir calentando de cara al comienzo del Campeonato del Mundo de Rallycross, que celebrará su primera prueba en este mismo escenario en agosto.