El primer día de Juju

El primer día de Juju

El despertador canta. No es un gallo, pero la alarma del móvil suena como un kikiriki. Es muy pronto, demasiado. Pero hay que ponerse en marcha porque toca ir a un circuito especial. El coche engrana la primera velocidad y salimos raudos hacia el Bajo Aragón, tierra de grandes carreras. Allí va a hacer su primer entrenamiento de pretemporada una joven chica que es una promesa con mucho que demostrar. Juju Noda está a punto de dar el gran paso, el de salir de su Japón natal para adentrarse en las carreras europeas. El certamen danés de Fórmula 4 será su puerta de entrada. Y Motorland Aragón, el circuito en el que empezará su camino. No nos lo queremos perder. Y Alcañiz, tampoco.

Cuando salimos de casa, todavía es noche cerrada. A la altura de Zaragoza, el sol comienza a saludarnos con sus primeros rayos. Al llegar al gran complejo del motor aragonés, el día es una realidad. Pasamos junto al edificio de entrada. El empleado de seguridad nos abre la barrera y enseguida aparcamos junto a los camiones en el paddock. Lo busco con la mirada, pero no lo veo. He quedado con la persona que trata de dirigir el futuro de la pequeña Juju. Me despido de mi querido compañero de cuatro ruedas y voy hacia el garaje de Noda Racing. Y de pronto, aparece. Àlex Garcia sale del box hablando por teléfono. Se nota que está atareado. Sólo faltaba yo para darle todavía más faena.

Nos saludamos calurosamente. Siempre es un placer volver a verle. Àlex es un tipo determinado y trabajador, quizás el mejor para guiar a la joven Noda en su camino hacia la élite del automovilismo. Hablamos de esto, de lo otro y de lo de más allá. Nos ponemos al día, vaya. En lo profesional y en lo personal. Se oyen algunos murmullos de motores lejanos. Pero el trabajo en el garaje de Noda Racing se centra en cambiar un filtro de aire defectuoso. Es pronto, y la chica no ha llegado aún. Creo que he madrugado demasiado. Bueno, esperaremos, qué le vamos a hacer. Los mecánicos se afanan en su tarea. El día es largo, pero seguro que se pasa volando. No hay tiempo que perder.

Los mecánicos de Noda Racing trabajan en el coche, junto a la joven Juju. © Pablo López Castillo (elacelerador.com)

Al momento, un coche de alquiler aparece en escena. Al volante, un señor que llegó a ser piloto de Fórmula 1. Un señor que además de ser uno de los más reconocidos del automovilismo japonés, es el padre de la protagonista de esta historia. Hideki Noda para el motor y baja del coche. Junto a él, Juju Noda. Sus casi catorce años se hacen palpables de una manera abrumadora. Sin casco ni ropa de carreras, viste como una joven de su edad. Cuesta creer que ella sea aquella niña que un día se subió a un Fórmula 3 sin casi experiencia y batió los mejores tiempos del circuito de Okayama. La niña sobre la que están puestas muchas miradas del mundo del automovilismo. Todo el mundo espera que haga cosas alucinantes. No salgo de mi asombro.

Cinco minutos después, sale vestida con el mono, casco, guantes y botines. Ahora sí. Ahora tiene pinta de piloto de carreras. Quizás su baja estatura delata su condición de adolescente. Pero sí, ahora me creo que es ella. Habla con Hideki y después con Àlex. Intercambian impresiones. No quiero estorbar, así que me hago a un lado, aprovecho para hacer algunas fotos del coche. Es precioso. Un Fórmula 4 fabricado por Mygale, de color gris y con sólo dos patrocinadores. Se le ve tan parado, tan callado, tan pequeño, que asusta pensar en la potencia que esconde en sus entrañas. Es como un Fórmula 1 de juguete, pero de juguete no tiene nada. Es una auténtica máquina de carreras. Cuando Juju se monta, el rugido de su motor da cuenta de ello. Un bramido que dice: “¡Aquí estoy yo!”.

Hideki y Juju Noda. Padre e hija intercambian impresiones. © Pablo López Castillo (elacelerador.com)

Juju Noda selecciona la primera marcha, sube revoluciones, suelta poco a poco el embrague y sale del garaje. No conoce el trazado, pues es su primera vez en Alcañiz, así que en estas primeras vueltas busca no salirse, escanear cada detalle de la pista a vista de monoplaza. Sus tiempos no son para nada importantes. Pero las primeras impresiones sí. La sonrisa de su padre al hablar con ella, y la cara de satisfacción de Àlex los delatan. Ha ido bien. Las sensaciones son muy buenas. Y cada tanda de vueltas que da, las caras son más felices. Aprovecho para hacer fotos. Voy a los viales. Me fijo en la manera de atacar las curvas de Juju. Al principio con calma, quizás excesiva. Creo que sabe bien lo que cuesta probar en un circuito, como para echarlo a perder por un error de conducción.

Cada vez es más agresiva. Cada vuelta va más rápida. Se aprecia a simple vista. Giro tras giro deja menos espacio entre la rueda y el vértice de las curvas. Apura más las frenadas y busca las trazadas ideales. Sigo haciendo fotos. El contraste entre los pianos rojos y amarillos de la bandera aragonesa y el gris del F4 de Noda Racing crean imágenes que enamoran a la vista. Pero llega el parón para comer. La actividad en pista se detiene y todo el mundo camina hacia el restaurante para reponer fuerzas. Entre tanto, alguien llega a Motorland Aragón. Alguien que, como yo, está aquí porque ha venido. Y ha venido para echar una mano con una labor crucial.

Víctor Forner y Àlex Garcia trabajando en la telemetría del coche. © Pablo López Castillo (elacelerador.com)

Víctor Forner hace su entrada estelar. Nos saludamos afectuosamente, y rápidamente, Àlex y él se sumergen en el apasionante mundo del análisis de datos. Se sientan frente al ordenador y, uno por uno, van viendo todos y cada uno de los parámetros medidos por los distintos sensores del coche. Víctor es ingeniero, y como tal, ejerce para entender como trabaja el coche de la joven Juju y hacer que corra más. Entretanto, los mecánicos vuelven al trabajo. Retocan y ajustan el coche. Suspensiones, alerones y presión de los neumáticos son sus principales ajustes. Víctor y Àlex siguen a lo suyo.

Juju e Hideki regresan al box. El experimentado piloto vuelve a sus labores de gran jefe y se pone manos a la obra, junto a sus mecánicos, en poner a punto el coche. La joven promesa se sube al Mygale, preparada para una nueva tanda de vueltas. La tarde promete. Me encamino hacia la zona de la curva del “sacacorchos” y después al famoso muro. Las fotos están quedando bien. Y Juju cada vez está más en consonancia con el coche. Cada vez se conocen mejor, hay química entre ellos, y eso se nota. Cuando un piloto está cómodo con su montura, se ve a simple vista. La conducción de la chica es precisa y suave. Y va rápida, cada vuelta un poco más. Vuelvo al garaje. Tengo a Juju Noda retratada desde todos los ángulos. Voy junto a Hideki, Àlex y Víctor, que analizan la telemetría.

Juju Noda rodando bajo el famoso muro de Motorland Aragón. © Pablo López Castillo (elacelerador.com)

El sol ya ha pasado su cénit y va camino de dejar paso a la luna. La jornada está llegando a su fin. Con el semáforo en rojo, Juju regresa al box. Para el motor del coche y se baja del mismo. El primer día de entrenamientos de pretemporada ha terminado. Y ha sido un éxito. Han podido probar muchas cosas de cara al año que se les viene encima. Las caras de cansancio luchan por mostrar su satisfacción. La satisfacción de un día muy productivo. Ha llegado el momento de irse. Mi querido compañero de cuatro ruedas me espera para llevarme a casa. Me despido de la gente de Noda Racing. Me despido de Hideki, de Víctor y de Àlex, a quien agradezco de veras su invitación para venir. Ha sido un placer. Todos sonreímos, pero la que más lo hace es Juju. No puedo olvidar su sonrisa cuando llegó por la mañana. Es la misma al bajarse del coche. Está contenta. Su camino acaba de empezar.

Foto de portada: © Pablo López Castillo (elacelerador.com)

Alba Cano cierra el último Racing Weekend sentenciando el campeonato

Alba Cano cierra el último Racing Weekend sentenciando el campeonato

Domingo de carreras en Montmeló. De carreras emocionantes que han visto grandes batallas y enormes victorias. Y la proclamación de Alba Cano como Campeona de España de Resistencia. La victoria de la carrera del GT-CER, de casi dos horas de duración, fue para Roald y Benji Goethe, al volante del Renault RS01 de GPX, tras superar al Ferrari de Francesc Gutiérrez y Josep Mayola en los compases finales. Los pilotos de PCR Sport terminaron segundos, dejando el tercer escalón del podio ocupado por el Campeón de España de GT Kosta Kanaroglou, junto a su compañero de asiento, Oliver Campos.

El día comenzó húmedo. La lluvia caída durante la noche dejó el asfalto muy frío y mojado. Pronto, los Fórmula 4 tomaron la pista para afrontar la segunda sesión de calificación, en la que Glenn van Berlo marcó la Pole Position, relegando al campeón Franco Colapinto al tercer puesto. En la segunda carrera del fin de semana, disputada a mediodía, el argentino pudo recomponerse para llevarse la victoria, con Filip Ugran en segunda posición y Tijmen van der Helm en la tercera. Por su parte, Nerea Martí recortó más puntos a Belén García en su lucha por el trofeo femenino al terminar en noveno puesto.

En la tercera carrera, celebrada durante la tarde, Colapinto volvió a marcar la pauta y cruzó primero la línea de meta. Glenn van Berlo intentó superarle, pero finalmente tuvo que conformarse con el segundo lugar. Entre tanto, Tijmen van der Helm y Filip Ugran lucharon por el último escalón del podio, que cayó en manos del piloto rumano de Jenzer Motorsport tras un apurado rebase al final de la recta principal. Finalmente, Nerea Martí no pudo alzarse con el trofeo femenino, a pesar de terminar séptima y seguir con su recortada de puntos, por lo que Belén García se ha llevado la copa, con un punto de ventaja sobre Martí. Con ello, el Campeonato de España de Fórmula 4 ha cerrado una nueva temporada.

El pelotón de monoplazas de la Fórmula 4 trazando las primeras curvas de Montmeló. © Jordi Gimeno Bureu

Tras la sesión de calificación celebrada en la tarde del sábado, la primera carrera del Campeonato de España de Turismos en Montmeló comenzó con el abandono de Fernando Navarrete antes de empezar la carrera. El piloto manchego no salió a pista, dejando la parrilla conformada por apenas ocho coches. Borja García partió desde la Pole Position, pero tras un par de vueltas liderando la contienda, experimentó problemas que le obligaron a abandonar. La lucha por la victoria se centró en Chema Reyes y Toni Albacete, que protagonizaron un mano a mano que se saldó en favor del piloto de SMC Junior, terminando el joven de Teo Martín Motorsport en segunda plaza, con Álvaro Bajo cerrando el podio.

La segunda carrera volvió a contar con la ausencia de Navarrete, y en ella se vivió una intensa batalla por la victoria. Luis Barrios arrancó desde la Pole Position, pero su afán por ganar no fue suficiente para contener al pelotón que llegaba por detrás. Álvaro Lobera le superó en la salida y varias curvas después, un toque con Chema Reyes propició su caída hacia el fondo del pelotón. Entre tanto, Álvaro Bajo, que partió desde la cuarta posición, comenzó una remontada que le aupó al liderato para cruzar la meta como vencedor tras una última vuelta de infarto. Toni Albacete volvió a firmar una buena actuación, firmando el segundo lugar, con su compañero de equipo, Borja García, desquitándose del abandono en la primera carrera para terminar tercero. Adrià Serratosa, Álvaro Lobera y Javier Sánchez Macías no pudieron terminar.

Álvaro Bajo, ganador de la segunda carrera del CET en el Circuit de Barcelona Catalunya. © Jordi Gimeno Bureu

El plato fuerte de la jornada, la carrera de una hora, cincuenta y cinco minutos, y una vuelta, dio comienzo con Josep Mayola arrancando desde la Pole Position, tras marcar el mejor tiempo en la calificatoria con el Ferrari de PCR Sport, compartiendo volante con Francesc Gutiérrez. El Mosler de Kosta Kanaroglou y Oliver Campos, y el Renault RS01 de Roald y Benji Goethe partieron justo detrás. Mayola y Gutiérrez gestionaron el liderato, construyendo un colchón que les permitiera compensar una penalización y mantener la posición.

Hacia el final de la carrera, el ritmo del Ferrari comenzó a caer. Con el mismo juego de neumáticos durante toda la prueba, los tiempos fueron cada vez más lentos, mientras que los Goethe, padre e hijo, cambiaron gomas en una de sus detenciones en boxes, imprimiendo un ritmo que les llevó a recortar toda la ventaja con el coche líder en apenas unas vueltas, dándole caza y superándole en la frenada de la curva 5. Finalmente, Benji Goethe cruzó la meta en primera posición, con Francesc Gutiérrez entrando segundo. El Mosler de Kanaroglou y Campos completó el podio.

El Renault RS01 de GPX, pilotado por Roald y Benji Goethe, ganador absoluto de la carrera del GT-CER. Foto: @RacingWeekend19

Por su parte, Alba Cano, con el Cupra TCR de Monlau Competición, terminó en quinta posición entre los TCR, junto a David Cebrián, sujetando el liderato del certamen y proclamándose Campeona de España de Resistencia. La victoria en la clase de turismos fue para la pareja formada por Mikel Azcona y Evgeni Leonov, con el Cupra TCR de Tecnicars Racing Team.

La última carrera del Racing Weekend en Montmeló fue la disputada por el Campeonato de España de Clásicos, Legends y Youngtimers, con el cielo tornándose oscuro a marchas forzadas, pero dando imágenes espectaculares con la puesta de sol al horizonte. Así ha terminado el último fin de semana de carreras del año, el último Racing Weekend. Una idea puesta en marcha por la Real Federación Española de Automovilismo y VLine.org en este 2019. Todo un éxito que ha visto a cientos de aficionados disfrutar de las carreras. El año que viene más.

Foto de portada: @monlaucompeti

De capazos por el paddock: Belén García

De capazos por el paddock: Belén García

Un circuito de carreras siempre es un buen lugar para conversar. Sea de lo que sea. Y no siempre se habla de la competición. Hay muchos temas que tratar. Pero cuando entablas una breve tertulia con un piloto, en este caso con Belén García, que además viene de competir en los Motorsport Games, y este fin de semana disputa las últimas carreras del año de la Fórmula 4 española, es justo y necesario hablar de carreras.

Como decimos, en esta ocasión cogimos un capazo en el paddock del circuito de Montmeló con la piloto catalana. García se encuentra disputándose el trofeo de mejor fémina en el Campeonato de España de Fórmula 4 contra Irina Sidorkova y Nerea Martí, y ha sido seleccionada como piloto de las W Series para 2020. Además, fue la representante nacional en la copa de Fórmula 4 que tuvo lugar en la pista de Vallelunga, cercana a Roma, durante los “Juegos Olímpicos del motor”. En un fin de semana que fue de menos a más, logró terminar en sexta posición en la carrera final, firmando una actuación muy sólida.

Sobre su participación allí, nos comentó que fue una gran experiencia. “Fue una pasada. Un evento increíble, todo a lo grande. La verdad es que estuvo a la altura de las expectativas. Lo que se esperaba era unos Juegos Olímpicos del motor y la verdad es que me gustó muchísimo la experiencia en sí. Y el cómo nos fue todo, fue la guinda del pastel.”

Belén García rodando en Vallelunga durante los Motorsport Games. Foto: @MediageCom

Allí, todos los participantes en Fórmula 4 usaron un monoplaza desarrollado por KCMG que equipaba dos novedades para Belén, un sistema de propulsión híbrido y el Halo. Sobre ello, nos dijo que en comparación con el monoplaza de F4 que lleva pilotando toda la temporada, “había una pequeña diferencia, sobre todo en los bajos del motor. Pero no se nota excesivamente, porque con el Halo se ganaban unos cuantos kilogramos de peso y al final una cosa con la otra se compensaban. En el resultado global no se notaba demasiado.”

Por otra parte, “en lo que más diferencias noté fue en las ruedas. En el Campeonato de España de Fórmula 4 usamos neumáticos Hankook toda la temporada y allí se usaron Pirelli. Me costó adaptarme un poco, pero al final entendí como funcionaban y conseguí hacerlo más o menos bien”, valoró García.

El monoplaza de Fórmula 4 que pilota Belén García descansa en el garaje de Global Racing Service. © Pablo López Castillo (elacelerador.com)

Respecto al circuito, nos comentó que nunca había competido en Vallelunga. ”Sólo había hecho simulador. Lo que me ha dado tiempo, porque vine de Portimao, luego fui a Abu Dhabi, y no me dio tiempo a prepararlo en las semanas justo antes. Pero lo poco que pude, lo preparé e intenté hacerlo lo mejor posible. Pero era mi primera vez en pista”, nos reconoció.

Su primera temporada corriendo con monoplazas de Fórmula 4, con el equipo Global Racing Service, está siendo de aprendizaje, logrando una victoria en el circuito de Navarra a principios de temporada y luchando carrera tras carrera por ser la mejor piloto femenina del campeonato. Belén se mostró satisfecha por su papel en la categoría este año. “Es una experiencia increíble, la verdad. Puedo ganar el campeonato femenino, pero pase lo que pase este fin de semana, estoy muy contenta con lo que he aprendido, con la experiencia en sí. Estar aquí es, simplemente, un regalo. No me lo hubiera esperado nunca. Así que con lo que me llevo estoy contentísima.”

Belén García trazando la segunda curva del circuito de Montmeló. © Jordi Gimeno Bureu

Respecto a su futuro, Belén García se presentó a las pruebas de selección que las W Series llevaron a cabo en el circuito de Almería. Allí probó el monoplaza de categoría Fórmula 3 que se usa. Sobre él y su comparación con el Fórmula 4 al que está acostumbrada, nos explicó que “entre el coche de las W Series y el Fórmula 4 no hay demasiada diferencia. Se nota un poco más la potencia, pero no es lo que más llama la atención. Yo creo que los frenos y la aerodinámica, junto con el paso por curva, sobre todo en curvas rápidas, es lo que más se nota.”

Tras las pruebas, su actuación fue suficiente para que fuera elegida como piloto para la temporada 2020. Nos comentó que “para el año que viene he sido confirmada como piloto de las W Series y de momento sólo tengo seguro eso.” Su intención es la de complementar su participación en el campeonato exclusivamente femenino con otro certamen en el que conseguir más experiencia. “Estamos intentado buscar un campeonato para complementar, con el mismo coche, para poder aprender sobre él y tener más kilómetros encima”, nos confirmó la piloto barcelonesa.

Belén García durante la última cita del Campeonato de España de Fórmula 4 en Montmeló. © Jordi Gimeno Bureu

Tras unos minutos de agradable conversación, el capazo llegó a su final. Como siempre decimos, los capazos se pueden reproducir en cualquier otro lugar y en cualquier otro momento. Así que seguro que en otro paddock y en otra carrera podremos volver a coger un capazo con Belén García. Fue un placer hablar con ella y le deseamos toda la suerte del mundo en su carrera. ¡Muchas gracias por tu tiempo, Belén!

Foto de portada: © Jordi Gimeno Bureu

Franco Colapinto se proclama campeón en el primer día del Racing Weekend en Montmeló

Franco Colapinto se proclama campeón en el primer día del Racing Weekend en Montmeló

El primer día del último Racing Weekend del año en el Circuit de Barcelona – Catalunya nos ha dejado los primeros resultados con la primera carrera del Campeonato de España de Fórmula 4, en la que Franco Colapinto se ha proclamado Campeón de España de la categoría. Pero antes, la mañana fue un ir y venir de sesiones de entrenamientos libres que dieron paso a las calificatorias del Campeonato de España de Turismos, del de F4 y del certamen nacional de clásicos, legends y youngtimers durante la tarde.

La jornada comenzó con los primeros entrenamientos libres de Fórmula 4. El sol calentaba lentamente la fría pista catalana, mientras las jóvenes promesas del automovilismo probaban diferentes configuraciones para afrontar con garantías el fin de semana. El CET tomó el relevo a continuación, con la parrilla conformada por los Hyundai, Honda y el Peugeot de Mavisa saltando al asfalto para asegurarse media hora de pruebas.

El Campeonato de España de Resistencia y GT separó a sus categorías para realizar dos sesiones de media hora de entrenamientos, con tal de que los Clase 1 y GT tuvieran espacio suficiente en pista, dejando la otra para las clases 2 y 3. Los monoplazas del campeonato nacional de F4 volvieron a la carga, antes de que los clásicos, legends y youngtimers surcaran la recta de Montmeló. El CET y el GT-CER cerraron las pruebas.

Los clásicos del CECLY saliendo a pista. Foto: @Circuitcat_es

La primera sesión de competición oficial vio a Franco Colapinto marcar el mejor tiempo en la calificación para la primera carrera de Fórmula 4. El piloto argentino de la estructura FA Racing by Drivex consiguió un 1:46.859, menos de una décima mejor que el tiempo de Filip Ugran, del conjunto Jenzer. Axel Gnos cerró el Top 3 a algo más de dos décimas de Colapinto. Por detrás, Kilian Meyer remató en octavo lugar, con Nerea Martí siendo la mejor fémina en duodécima posición. Por su parte, Belén García pagó cara su salida de pista durante la segunda sesión de entrenamientos libres, no pudiendo aprovechar todo el tiempo disponible, firmando el peor registro.

La sesión de calificación del Campeonato de España de Turismos brindó la pelea por la Pole Position entre Álvaro Bajo y Borja García. El piloto del equipo Monlau marcó la pauta en los primeros compases, pero el recién coronado campeón logró mejorar los tiempos y alzarse con la primera posición marcando un 2:05.713. Chema Reyes, con el Honda Civic Type R de SMC Junior firmó el segundo mejor registro, con Bajo en tercer lugar. Con Toni Albacete cuarto, los Honda coparon las cuatro primeras posiciones, relegando a los Hyundai de Hafesa y Gibralfaro, y al Peugeot de Mavisa a las posiciones traseras de la parrilla.

Álvaro Bajo trazando una de las curvas de la pista de Montmeló durante la calificación. Foto: @CET_RFEdA

La jornada la cerraron los mismos que la empezaron, los jóvenes participantes del Campeonato de España de Fórmula 4, disputando la primera carrera del fin de semana. Franco Colapinto mantuvo la Pole Position en la arrancada, en tanto que Axel Gnos perdió la tercera posición en favor de Glenn van Berlo. Javier Sagrera no arrancó bien, quedándose parado en la salida y descolgado del pelotón. El grupo se fue estirando, a la par que Belén García intentaba la remontada, superando a varios de sus rivales. La escalada terminó cuando se tocó en plena batalla, trompeando en la entrada de la zona del Estadio.

Franco Colapinto cruzó la línea de meta vencedor de la carrera y del campeonato, con Filip Ugran en segunda posición y Glenn van Berlo completando el podio. Kilian Meyer fue el mejor piloto español, rematando la prueba en sexta plaza. Por su parte, Nerea Martí se clasificó en décimoquinta posición final, siendo la mejor fémina; en tanto que Belén García acabó penúltima. Javier Sagrera, debutante en esta cita junto a su equipo, Mol Racing, terminó décimosexto.

Los GT y TCR del Campeonato de España de Resistencia y GT encarando la subida de La Moreneta. Foto: @VLineOrg

Mañana continuará la acción en pista con las sesiones de calificación de Fórmula 4 y del Campeonato de España de Resistencia y GT. Posteriormente, las carreras de todas y cada una de las categorías, con el plato fuerte hacia el mediodía: La carrera de dos horas del GT-CER en la que Alba Cano puede alzarse con el campeonato en Resistencia. También, las dos carreras de Fórmula 4, las dos del CET y las del CECLY. Un domingo intenso que promete muchas emociones fuertes.

Foto de portada: @F4Spain

El último Racing Weekend del año

El último Racing Weekend del año

Ha llegado noviembre, el mes que cierra muchas de las competiciones automovilísticas nacionales. Es el caso de tres certámenes que este fin de semana se vuelven a juntar para un nuevo Racing Weekend, el último de 2019. El Circuit de Barcelona-Catalunya será el anfitrión de las últimas carreras del Campeonato de España de Turismos (CET), del Campeonato de España de Resistencia y GT (GT-CER) y del Campeonato de España de Fórmula 4. Además, el Campeonato de España de Clásicos, Legends y Youngtimers (CECLY) volverá a la pista una vez más.

A partir del sábado, los turismos del CET volverán al asfalto para despedir una temporada que ha sido la de su regreso. Pasaron muchos años para que nuestro país volviera a tener su propio campeonato nacional de turismos, pero el esfuerzo de la Real Federación Española de Automovilismo ha dado sus frutos y durante este año hemos podido disfrutar de las carreras en cinco circuitos repartidos por nuestra geografía: Los Arcos, Alcañiz, Cheste, Jerez y Jarama. Montmeló pondrá el broche de oro a un campeonato que ya tiene a su campeón, Borja García.

El valenciano se ha impuesto a sus rivales al volante del Honda Civic Type R de Teo Martín Motorsport. Si el comienzo de temporada dio la sensación de tener en Fernando Navarrete al principal candidato a la gloria, García pudo darle la vuelta a la situación a partir de su victoria en la segunda carrera en Motorland Aragón. La lucha ha sido encarnizada carrera tras carrera, viviendo auténticas dosis de emoción con batallas cuerpo a cuerpo que han hecho las delicias de los aficionados. Este fin de semana, la última oportunidad de disfrutar de este renacido campeonato, antes del parón invernal.

Borja García, Campeón de España de Turismos 2019.

Por su parte, el Campeonato de España de Resistencia y GT llega a Barcelona con el certamen de GT decidido a favor de Kosta Kanaroglou, que ha batido al resto de la competencia con su Mosler MT900, subiendo al podio en todas y cada una de las carreras, logrando dos victorias en Alcañiz y mostrando una asombrosa regularidad. Ni Josep Mayola y Francesc Gutiérrez con el Ferrari 458 de PCR Sport, ni la pareja formada por Benji y Roald Goethe pilotando el Renault RS01, han podido hacer frente al poderío del experimentado piloto griego.

En la categoría de Resistencia, Alba Cano mantiene el liderato, aunque todo está por decidir. Son varias clases las que compiten, incluyendo la reservada para los turismos bajo reglamentación TCR. Es aquí donde participarán varios pilotos de renombre, entre los que se encuentra el piloto de la Copa del Mundo de Turismos, Mikel Azcona, con el Cupra TCR de Tecnicars Racing Team; o el representante de España en los Motorsport Games, Gonzalo de Andrés, con el Peugeot 308 TCR de SMC Junior Motorsport. Además, Álvaro Bajo hará doblete, participando tanto en el GT-CER con el Peugeot RCZ de la Escuela Española de Pilotos, como en el CET con el Honda Civic Type R de Monlau Competición.

Salida de la carrera de dos horas en Montmeló del GT-CER el año pasado.

Tras la cita en solitario en Portimao, donde compartió pista con las European Le Mans Series, el Campeonato de España de Fórmula 4 afronta su séptima reunión de la temporada. Será la última oportunidad para que Franco Colapinto sentencie un certamen que ha tenido muy a favor desde sus primeros compases. El argentino cuenta con una buena renta sobre el español Kilian Meyer, pero deberá realizar un fin de semana perfecto si no quiere que Meyer, Glenn van Berlo o Tijmen van der Helm pongan en riesgo su liderato. Serán tres carreras en las que todo puede pasar.

Montmeló acogerá la parrilla más voluminosa de la actual temporada del certamen nacional de F4. A los habituales competidores, se suma la presencia de Jenzer Motorsport, estructura que regresa tras las carreras disputadas en Paul Ricard. Además, Mol Racing, el equipo del piloto Miguel Molina, hará su debut poniendo en pista un monoplaza que pilotará Javier Sagrera, con vistas a disputar la temporada 2020 al completo.

Las luchas en pista protagonizaron la última cita del Campeonato de España de Fórmula 4 en Portimao.

Por último, pero no por ello menos importante, el Racing Weekend contará con los clásicos, legends y youngtimers que harán rugir sus motores por las largas rectas del Circuit de Barcelona-Catalunya, atronando al personal y haciéndolo disfrutar. Unas joyas con ruedas que son historia viva de la competición, demostrando que la edad no es un problema en esto de las carreras de coches.

El último Racing Weekend de la RFEdA se presenta muy apasionante. Cuatro campeonatos pondrán la guinda al pastel en una pista que siempre deja carreras divertidas. La lucha por la victoria estará más al rojo vivo que nunca, especialmente en el GT-CER y F4. Pero aunque el Campeonato de España de Turismos tenga decidido a su campeón, seguro que nos deparará grandes dosis de emoción. El último fin de semana de carreras antes del crudo invierno. Habrá que aprovecharlo…